Elisa Larrain Real Estate

El diseño regenerativo, un paso más allá de la sostenibilidad.

Es ya conocido el trabajo de muchos por mejorar la sostenibilidad de las construcciones, para lograr adaptarlas mejor al ambiente y a sus habitantes, pero para muchos el esfuerzo que se realiza actualmente, aunque es un gran paso para aligerar la huella que dejamos en nuestro paso por el planeta, no es suficiente, por ello ha surgido una nueva tendencia “El Diseño regenerativo”. 

La siguiente década fue declarada por la ONU como la de la restauración, ya que ahora que conocemos las consecuencias de la falta de cuidado del medioambiente, es necesario tomar acción y comenzar, además de a proteger los ecosistemas, es imprescindible  regenerarlos, pues solo así podremos garantizar nuestra permanencia. 

Para entender mejor el concepto, el diseño regenerativo es aquel en donde su principio está basado en los procesos que restauran, reparan o regeneran los ecosistemas dañados, creando las condiciones adecuadas para que todo tipo de vida florezca y prospere, partiendo del comportamiento de los mismos sistemas vivos que lo componen.

A diferencia de la sostenibilidad, que busca mantener lo que ya existe, el diseño regenerativo va un paso más allá, pues su objetivo es ayudar a los ecosistemas a regenerarse para que estén mejor que cuando se comenzó a trabajar en ellos.

Image copyright Andres Garcia Lachner

Inspirado en la sabia resolución de problemas que la propia naturaleza ha desarrollado, y apoyado en las ciencias que la estudian como la ecología, la biomimesis o el diseño biofílico, el diseño regenerativo, busca imitar, aprender, y encontrar soluciones a los retos a los que nos enfrentamos como humanos. Dejando atrás la soberbia de ser seres superiores, el diseño regenerativo, absorbe la información de los propios sistemas vivos, además de estar atado a las nuevas formas de economía como la colaborativa, la circular, o la del bien común.

El arquitecto americano y teórico de sistemas complejos Richard Buckmisnter Fuller, de quien hablamos en un artículo anterior, (Curiosidad Radical en la órbita de Richard Buckmisnter Fuller) fue uno de los primeros en utilizar el término regeneración en su libro “I Seem to be a verb”, alegando: “Estoy convencido de que la creatividad es primordial para la integridad del universo y que la vida es regenerativa”, pero no fue sino hasta dos décadas más tarde, en 1980, cuando la devastación de la biodiversidad y el desgaste del planeta fueron más que evidentes, que se comenzaron a buscar alternativas para priorizar la salud de los suelos, de allí surgió la llamada permacultura. 

La necesidad como raza humana, de conseguir nuevas alternativas que convivan y regeneren nuestras fuentes vitales de energía, como lo son el agua, los suelos, los bosques, en fin la biodiversidad del planeta en general, sobre todo ante la evidencia de que es posible que de continuar con nuestro sistema de vida egoísta y aislado del resto de los habitantes del planeta, ha hecho que muchas personas, instituciones y gobiernos, estén verdaderamente preocupados por atender las nuevas crisis cíclicas que se avecinan, desde nuevos enfoques más globales e interconectados con el medioambiente.

Todos formamos parte de un complejo sistema, formado por patrones repetitivos que están apoyados en leyes naturales que aseguran el aprendizaje, restauración, regeneración y evolución de sus métodos, asegurando la sostenibilidad de todo el ecosistema. En algún momento, la cultura occidental dejó de ver hacía la naturaleza y se cubrió con un sesgo de superioridad que alejó al hombre de sus propios entornos y leyes naturales, aislándolo en su propia duda científica, donde solo aquello que puede ser probado, existe. 

El diseño regenerativo quiere ofrecer una visión integral y dinámica donde el hombre retome su lugar en el delicado equilibrio natural de las cosas. Es así como a reutilizar, renovar, optimizar, evolución, equilibrio, sostenibilidad se suma regenerar.

Más que una moda es un movimiento que hace un llamado a la acción sostenible en el tiempo, por lo que atrae a personas de todas partes y sectores. En los últimos años, el diseño regenerativo ha ganado cada vez más adeptos, por lo cual ha ampliado su radio de acción a muchos campos como: las finanzas, el turismo, la producción, la moda, el liderazgo, las organizaciones, así como el urbanismo, y por supuesto la arquitectura. Como estos últimos son de mis temas preferidos, a la arquitectura regenerativa le voy a dedicar en un próximo artículo.

FUENTES: https://elpais.com/planeta-futuro/alterconsumismo/2021-12-22/que-es-y-quien-hay-detras-del-diseno-regenerativo.html

Si te gustó compártelo es tus redes sociales

Con más de dos décadas en el mundo inmobiliario, soy una apasionada de las innovaciones en arquitectura que aportan sostenibilidad. Quiero contribuir a crear una nueva forma de pensamiento, que aumente la empatía por proyectos inmobiliarios, que sean más amables con el medio ambiente, y tengan por objetivo la mejoría de la calidad de vida de sus futuros habitantes. 

Elisa

Un comentario

  1. This is the right website for anyone who wants to understand this topic. You understand so much its almost hard to argue with you (not that I really would want toÖHaHa). You certainly put a brand new spin on a subject that has been discussed for many years. Wonderful stuff, just wonderful! This is the right website for anyone who wants to understand this topic. You understand so much its almost hard to argue with you (not that I really would want toÖHaHa). You certainly put a brand new spin on a subject that has been discussed for many years. Wonderful stuff, just wonderful!

Los comentarios están cerrados.

También puedes disfrutar