Elisa Larrain Real Estate

Desde mamuts hasta las Cortes

El museo de San Isidro nos cuenta las primeras historias de Madrid

Desde pequeños invocamos a San Isidro, para que nos devuelva el sol, pero también podemos volver a la casa donde transitó el Santo para conocer la historia de la capital española.

El museo de San Isidro está ubicado en el solar donde en el siglo XII se erigía la casa de Iván de Vargas, patrón de Madrid y su esposa Santa María de la Cabeza, a cuyas órdenes trabajó San Isidro y su familia. 

Pasear a través de sus obras, nos permite conocer desde la Prehistoria de la ciudad, que era dominada por elefantes y rinocerontes, los primeros asentamientos humanos, las diferentes etapas de evolución de la zona, hasta la fundación de la ciudad, cuando en el siglo XVI, Felipe II estableció la Corte en Madrid. 

Este espacio de recreación gratuito, ofrece un remanso de paz, para poder disfrutar de un sin fin de piezas y curiosidades, como el Cráneo de Uro encontrado en Usera, que ofrecen una visión del proceso de asentamiento de la ciudad.

En el siglo XVI, el ahora museo inaugurado hace más de dos décadas, fue la Casa de los Condes de Paredes. De ese tiempo original, aún se conserva el patio renacentista, la capilla y el llamado Pozo del Milagro de San Isidro.

El museo ofrece una colección permanente que es distribuida en tres ámbitos: Antes de Madrid, Mayrit: Madrid y San Isidro. 

Sala Antes de Madrid, primera etapa del museo, nos deja ver como entre los ríos Manzanares y el Jarama habitaban elefantes, mamuts, rinocerontes y otras especies extinguidas. También herramientas utilizadas por los primeros pobladores del área, tatarabuelos del hombre, que han sido halladas en yacimientos arqueológicos madrileños.

El período de dominación romana sobre la península, es recreado a través de proyecciones reflejando el estilo de vida de la época, y en ella se destaca la pieza el Mosaico de las Cuatro Estaciones.

Sala Mayrit: Madrid, este espacio se muestra la fundación de la ciudad por los musulmanes, con diversos artefactos de la época como jarros y otros objetos cotidianos, así como la personificación del interior de una casa de entonces. Continuando con la época cristiana entre los siglos XI y XVI, donde se exhibe la maqueta de la ciudad hasta 1656, cercada por murallas. 

Sala San Isidro, dedicada a la vida y milagros del santo, allí se encuentra el Pozo del Milagro, en el cual la tradición dice que el hijo de Isidro cayó por accidente, y este lo salvó de morir, a través de su oración que hizo subir el nivel de las aguas, permitiéndole recuperar al niño. Allí también está la Capilla del siglo XVII en honor a San Isidro, así como frescos de Zacarías González Velázquez.

Existen otros lugares de interés como el patio renacentista, el jardín arqueobotánico y el almacén visitable. Además de una extensa documentación que complementa la exposición. 

Además de la exposición permanente, se pueden encontrar exposiciones temporales que giran en torno a los orígenes de Madrid, así como otras actividades como cursos, conferencias y talleres.

El Museo de San Isidro, ubicado en la plaza de San Andrés, 2, abre sus puertas de martes a domingo entre las 10 y las 20 h; por su historia, su precio y por la cercanía al Metro La Latina, es una perfecta opción para disfrutar de un día dedicado a conocer cuáles fueron las etapas que llevaron a construir esta hermosa ciudad.

Fuente y fotografías cortesía: https://www.miradormadrid.com/museo-de-san-isidro-los-origenes-de-madrid/

Si te gustó compártelo es tus redes sociales

Con más de dos décadas en el mundo inmobiliario, soy una apasionada de las innovaciones en arquitectura que aportan sostenibilidad. Quiero contribuir a crear una nueva forma de pensamiento, que aumente la empatía por proyectos inmobiliarios, que sean más amables con el medio ambiente, y tengan por objetivo la mejoría de la calidad de vida de sus futuros habitantes. 

Elisa

También puedes disfrutar