Elisa Larrain Real Estate

El Palau de la Música Catalana

Share on facebook
Share on linkedin

Un lugar para recrear todos los sentidos

Visitar el Palau de la Música Catalana, es uno de los recorridos más edificantes que he realizado. No solo por haber estado en un lugar con tanta historia, donde se han presentado leyendas de la música. Sino porque es un contraste de colores, arquitectura, iluminación y formas, que te dejan sin aliento. 

Este edificio fue financiado por el pueblo de Barcelona, quienes a través de la suscripción popular después de 3 años lo lograron edificar en 1908, para que fuera sede del Orfeó Català. Su arquitecto, el modernista Lluís Domènech i Montaner, supervisó su construcción  en el barrio de Sant Pere, una de las zonas más hermosas de la Ciudad Condal.

El edificio es un punto de encuentro de la vida cultural de Cataluña y es una pieza relevante del patrimonio del pueblo catalán que lo identifica como una parte fundamental de su historia. 

En esta maravilla arquitectónica del modernismo catalán, se encuentra la única Sala de Conciertos declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO. En ella, la mirada se centra directamente en el lucernario central, que como estrella brillante, tamiza la luz natural que la penetra para darle una atmósfera única. La sala, precedida por su órgano sobre el escenario, tiene además toda una simbología de musas, valquirias o elementos naturales, que se ajusta al aura mística que posee. 

El edificio en sí es una obra modernista de arquitectura, y es la más representativa de Domènech i Montaner. Está sostenido alrededor de una estructura central metálica recubierta de vidrio, por donde se introduce la luz natural que roza los diferentes colores y vitrales que lo conforman, convirtiendo cualquier espectáculo musical en una experiencia única que recrea los sentidos.

Además de las diversas salas y corredores, las vistas y los detalles hacen de este edificio único, en donde pude disfrutar de cada rincón, de cada columna, de cada mosaico o vitral, que me dejaron cargada de energía. 

También puedes disfrutar